Cómo escribimos un guión para una ceremonia de boda… ¡a contrarreloj!

La semana pasada recibimos un email de una chica muy agradable, a la que llamaremos “LA NOVIA”. Estaba súper agobiada: se casaba dentro de 10 días y su mejor amiga, que iba a oficiar la ceremonia, había tenido un problema y no podía asistir.

A escasos días de la boda estaba compuesta y sin noviDIGOOO, sin ceremonia.

Le explicamos cómo trabajábamos y le dijimos que podíamos hacerle un guión chulísimo y divertido para su boda, que lo dejara en nuestras manos.

¡Y eso hizo! Escribimos el guión para su ceremonia de boda robándole horas al sueño, ¡pero lo pasamos súper bien! Y al final quedó un texto lleno de chistes que nos hacía reír incluso sin conocer a los novios.

Hace unos días se lo mandamos y su reacción es lo que da sentido a este trabajo:

Captura de pantalla 2019-08-21 a las 23.58.45

¡Subidón total! Escribir un guión para una ceremonia de boda mola, pero que los novios les guste, ¡mola mucho más!

Os deseamos un día precioso, lleno de momentos inolvidables para vuestra cajita de recuerdos. Cuando termina una boda, siempre permanecen los recuerdos, las fotografías… y la resaca.